viernes 20 de julio de 2018
Revista Innovación Seguridad » Análisis y tendencias » 15 mar 2016

Industria de la seguridad y el IoT, cada vez más cerca

Entrevista con Lars Nordenlund Friis, Vicepresidente de Incubación y Empresas de Milestone Systems


El universo tecnológico ha venido hablando del Internet de las Cosas (IoT), siendo esta una tendencia que se define como la posibilidad de que los objetos se comuniquen entre sí y con el Internet, es decir que equipos que convencionalmente se usan en el hogar o en la oficina se vuelven inteligentes, permitiendo así que se integren a la red para recibir órdenes, automatizar los procesos y recibir información por parte de ellos. En consecuencia, cada vez son más los dispositivos que pueden conectarse a Internet y se prevé que esta masificación no se detenga. Una nueva adición se vislumbra para esta tendencia: los equipos de seguridad electrónica.

Y es que de acuerdo con Microsoft en su documento, algunas de las ventajas que ofrece esta nueva tendencia son:
•    Permite que una empresa sobresalga en su sector.
•    Potencia el aprovechamiento de la tecnología.
•    Genera un gran impacto, con sólo pequeños cambios.
•    Incrementa la eficiencia, en razón al flujo permanente de información.
•    Aumenta la satisfacción en los clientes.
•    Crea nuevas oportunidades de negocio.
•    Permite mayor agilidad.
•    Hace que un negocio se vuelva escalable.
•    Les da “voz” a los dispositivos de la empresa.
•    Transforma la compañía.

Como es de suponerse, todas estas bondades también han impactado la industria de tecnologías para la seguridad, la cual se ha visto ampliamente favorecida con esta nueva forma de manejar los objetos. De acuerdo con los expertos, el IoT permite que los usuarios gestionen sus sistemas de videovigilancia, terminales de emergencia y control de acceso, entre otros, desde una única plataforma, permitiendo que el manejo de dichos sistemas sea más eficiente y que permita una permanente “conversación” entre el personal a cargo y los equipos, y entre estos dispositivos entre sí.

Una de las empresas que marcan la pauta desde la industria de la seguridad electrónica para obtener cada vez una mayor integración con el mundo IT es Milestone Systems, empresa danesa dedicada al desarrollo de software de gestión de Video. Como experto en lo concerniente a esta integración, Lars Nordenlund Friis, Vicepresidente de Incubación y Empresas de Milestone Systems, concedió una entrevista en la que expone la relación entre la seguridad y el IoT, recalcando la importancia de integrarse a esta nueva onda tecnológica. A continuación presentamos las declaraciones del funcionario.

Hemos oído hablar mucho de la seguridad y del Internet de las Cosas (IoT). ¿Cómo se relaciona exactamente la seguridad con el IoT? ¿Por qué las compañías de seguridad deben adoptar el IoT? Por favor, exponga en detalle su opinión.
La industria de la seguridad debe prestarle atención porque va a ser una parte fundamental de los más de 25 mil millones de cosas conectadas y que estarán en uso para 2020, de acuerdo con los analistas de mercado de Gartner. El Internet de las Cosas se ha convertido en una fuerza poderosa para la transformación empresarial y las cámaras de videovigilancia están a punto de convertirse en uno de los principales sensores del entorno IoT.

El Internet de las Cosas se plantea como la próxima generación de redes de control para edificios y ciudades. Los centenares de millones de dispositivos, como cámaras de vigilancia, llaveros de acceso y escáneres perimetrales que ya están operando en las redes, serán integrados de forma fácil y económica.

Los sensores y procesadores de bajo costo en una plataforma común van a alcanzar el punto crítico para la conexión global del IoT. Los dispositivos de seguridad estarán vinculados al IoT a manera de “sensores”, de la misma manera que otros dispositivos como teléfonos, automóviles y refrigeradores son fuentes de sensores y todos ellos reúnen datos que guían nuestras vidas. Lo que determinará su efectividad es la forma en que es gestionada esa capacidad de conectarse entre sí, comunicarse, informar y tomar decisiones “inteligentes”.
Las compañías de seguridad deben adoptar el IoT porque es una tendencia que va más allá de la seguridad y las expectativas que se tejen alrededor de esta tecnología serán impulsadas por los usuarios finales. Sin embargo, teniendo en cuenta las lecciones que dejaron los inicios del análisis de video, la industria debe tener cuidado de no excederse en promesas que luego no puede cumplir. Debemos ser prácticos e intentar, en todas las etapas de evolución de la tecnología, “desinflar el globo” de las expectativas exageradas.

¿Cómo podemos extraer, de manera inteligente y efectiva, datos generados por dispositivos de video y de control de acceso y usarlos en nuestro beneficio?
La clave está en la forma en que se gestiona el Internet de las Cosas de Seguridad (IoST, por sus siglas en inglés). Es necesaria una entidad que se encargue de la organización lógica y que decida qué hacer con los mensajes recibidos de las “cosas” conectadas. Como es de suponer, nosotros consideramos que hay similitudes entre dicha entidad organizadora y el papel fundamental del software de gestión de video (VMS, por sus siglas en inglés). Prevemos que el software de Milestone Systems funcionará como un sistema operativo IoST, lo que implica un avance significativo con relación al VMS actual, pero que seguirá acogiendo alianzas de plataforma abierta dentro de una red semántica IoST especializada. Ese sistema de gestión permitiría extraer datos complejos y presentarlos de una manera clara y eficiente, ajustada a las necesidades de los usuarios y optimizada mediante sensores suministrados por los socios tecnológicos de Milestone Systems.

Para gestionar todo esto de manera eficaz, tenemos que migrar la gestión de datos a la nube y seguir la tendencia TI de transferir los datos desde las instalaciones del cliente a un servicio de computación central. Con el tiempo, se desarrollarán un paradigma tecnológico y un modelo comercial completamente nuevos para la industria de la seguridad, que permitirán que el IoT sea escalable.

En este tipo de entorno es posible utilizar la inteligencia centralizada y prácticamente infinita de la computación en la nube para lograr que esa solución integrada con el video –distribuida y descentralizada– funcione como un sistema en una nube privada o pública que conecta todos los tipos de sensores inteligentes en la red.
 Además de la nube de datos interminables estará el análisis para analizar los patrones, especialmente los relacionados con el comportamiento humano, la optimización de procesos y las interacciones. Esto es clave para generar los conocimientos necesarios que permitan optimizar el negocio y entender a los clientes.

¿Cuáles son algunos de los desafíos que enfrentan las empresas de seguridad con respecto al IoT y cómo pueden hacerles frente?
La industria de la videovigilancia convergerá, finalmente, con las tecnologías IoT y en la nube. Actualmente esta convergencia es difícil debido al ancho de banda de las redes. Sin embargo, estimamos que en los próximos años vamos a avanzar hacia la adopción generalizada de la fibra óptica. Actualmente, tenemos una cobertura de fibra óptica de 25% en los EE.UU. Con el ritmo de inversión actual, esta curva de adopción se generalizará en los próximos dos años. Eso creará el punto crítico para una adopción más amplia del software de video como servicio (VSaaS, por sus siglas en inglés) en nuestra industria.

Otro reto es que en la actualidad, tanto internet como la mayoría de redes TI son estructuras de metadatos caracterizadas por una gestión que no ha alcanzado un nivel de madurez óptimo. Básicamente esto significa que no se implementan protocolos sofisticados que permitirían la conexión automática a una red. En la actualidad, las conexiones todavía deben hacerse de la misma forma en que conectamos dispositivos a Internet y esto no siempre resulta tan fácil como podría pensarse. A menudo, esto tendría que realizarse a través de un canal inalámbrico encriptado, lo cual requiere –obviamente-, que cada dispositivo sea aprobado y admitido en la red. Las cosas cambian rápidamente, por lo que los protocolos pueden ser implementados más rápido de lo que imaginamos.

Todo esto se acelerará debido a que los avances más prácticos y rápidos tienden a ocurrir cuando contribuyen a los procesos empresariales y la seguridad es un proceso empresarial fundamental, que en el caso de nuestra compañía va más allá de la seguridad.

En su opinión, ¿Cómo evolucionará el IoT y cómo encajará la seguridad en esta evolución?
Creemos que el Internet de las Cosas evoluciona de la misma forma en que lo hacen muchas tendencias tecnológicas: en la actualidad, estamos en el pico de la curva de evolución, encabezando la curva de las “expectativas infladas”. Todavía faltan algunos años para que el IoT sea una realidad viable y productiva. Mientras tanto, prevemos tres fases en la evolución de la tecnología que darán lugar a un internet de las cosas donde el VMS tendrá un papel clave.

La primera fase es una verdadera adopción de la grabación en el borde de red, que es la fase a la que estamos entrando ahora: la grabación local con arquitectura distribuida proporciona un sistema inteligente, que no ocupa el ancho de banda disponible; esto requiere cámaras inteligentes de alto rendimiento y como siempre, el costo será un factor importante en la adopción generalizada de los sistemas de grabación local.

La segunda fase se centra en la computación en la nube de video y en la gestión de grandes cantidades de datos (big data), lo que conduce a la tercera fase en la que el IoT expande las oportunidades de mercado para los integradores de sistemas y los fabricantes. Habrá demanda de expertos en IP que instalen e integren el IoT con el video como elemento esencial para visualizar, gestionar y verificar todo.

Consideramos inimaginable un mundo en el que esta historia pueda funcionar sin una plataforma abierta o sin un sólido ecosistema de socios que incluya a los integradores de sistemas. El hilo conductor de todas estas tecnologías son los componentes conectados que funcionan juntos como un todo integrado y eficiente.

Milestone Systems se propone habilitar, promover y ser parte fundamental de ese todo conectado que se está adaptando al nuevo mercado. Empezamos con Arcus, XProtect y Husky. Ubicamos la inteligencia de la cámara, los datos de grabación y las operaciones básicas de la cámara en el borde de la red y hacemos posible un sistema distribuido que puede garantizar el nivel adecuado de datos en la nube.

Como puede deducirse, el IoT es una tendencia que impacta significativamente la industria de la tecnología para la seguridad, es por eso que ambas partes deben trabajar mancomunadamente para sacar el mayor provecho de esta nueva tendencia, ofreciendo los mejores resultados para los usuarios .

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS