martes 22 de septiembre de 2020
Revista Innovación Seguridad » Detección de incendios » 25 feb 2020

CERTIFICACIONES

IRAM 3546: certificación de empresas para la inspección, prueba y mantenimiento de instalaciones contra incendios

La Norma IRAM N° 3546 hace referencia a la certificación de empresas para la inspección, prueba y mantenimiento de instalaciones contra incendios.


Por:
MaxiSeguridad

La empresa mantenedora deberá acreditar poseer la capacidad técnica para realizar el mantenimiento de una instalación contra incendios.

Antes de la creación de la Norma IRAM 3546, Argentina no disponía de reglas que regularan el mantenimiento de las instalaciones fijas. La misma se confeccionó utili­zando como guía normas internacionales basadas en las NFPA 25, que está orientada a las rutinas de mantenimiento.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, generó el marco legal para la construcción y el mantenimiento de las Instalaciones Fijas Contra In­cendio, exigiendo que las mismas sean construidas y manteni­das dentro del marco de las Normas IRAM.

Para ello creó el “Registro de Man­tenedores, Reparadores, Fabrican­tes e Instaladores de Instalaciones Fijas Contra Incendio”, conformado por empresas habilitadas, que re­ciben inspecciones periódicas de la Dirección General de Defensa y Protección del Consumidor del Go­bierno de la Ciudad de Buenos Aires.

Para más información: https://www.maxiseguridad.com.ar

NOTICIAS RELACIONADAS

Nociones básicas de un sistema de detección de incendios

DATA TÉCNICA

Nociones básicas de un sistema de detección de incendios

Los sistemas de detección de incendios son medios muy eficaces para proteger a las personas, las instalaciones, los equipos, los bienes y los materiales de los peligros derivados de un incendio, si son instalados, mantenidos y utilizados adecuadamente. La tecnología relacionada a estos sistemas ha ido evolucionando a lo largo de su existencia y hoy en día gracias al avance de las tecnologías y a la experiencia en su utilización se han transformado en un componente indispensable a la hora de detectar un incendio, especialmente en su fase inicial, que es el momento más crítico, donde el incendio puede ser sofocado más fácilmente; en cambio, una detección tardía del mismo que retrasaría las actuaciones de emergencia previstas, puede provocar grandes pérdidas y elevar exponencialmente la dificultad de extinguirlo.

VIDEOS